Imagínate tumbado en la Playa de Barra, con su arena blanca suave y fina que se extiende a lo ancho. Al fondo, poder ver un mar azul claro y brillante. Más allá del mar, se puede ver islas de misterioso aspecto que a menudo están envueltas en un mar de niebla. Detrás de la playa, un verde pino provee sombra a todos los que quieran refugiarse en él.

Es un día caluroso de verano y una playa gallega puede ser el mejor de los destinos para pasar un fin de semana.
Aunque Galicia tiene una reputación de ser muy húmeda y estar todos los días lloviendo, en verano es un sitio perfecto si no quieres asarte en el norte.

¿Que puedes hacer en Galicia? Sentarte en una terraza a degustar una tapa con las zamburiñas de Galicia, una especie de vieira de menor tamaño que tiene un sabor espectacular. Beber sus vinos típicos que combinan a la perfección con todos sus platos.galicia

No puedes dejar de visitar Santiago de Compostela, con su exuberante catedral barroca, monumentales plazas y calles peatonales parcialmente porticadas, es la ciudad más bella de Galicia. En pleno verano, un ambiente bullicioso de fiesta impregna el lugar.

Los caminantes y los ciclistas que han completado el Camino de Santiago se reúnen en la plaza principal, la Praza do Obradoiro, para celebrarlo brindando con champán y tomando el postre típico de la ciudad, una tarta de Santiago.

El extenso y hermoso casco antiguo de Pontevedra es un laberinto de calles conectada con media docena de bonitas plazas con elegantes balcones de hierro forjado y escudos heráldicos. No te puedes perder las tapas de Praza da Lena, con bailes folklóricos, bandas, conciertos de pop al aire libre y no podía faltar una empanada gallega.

El complejo más atractivo de Galicia es Baiona. Pasear por sus murallas medievales, entrar en sus castillos y mirar por sus almenadas que rodean la península boscosa, subir a una replica de la Pinta, el barco en el que Colón volvió a Baiona en marzo de 1493 con noticias del descubrimiento de América. Después, podrás disfrutar de los bares de tapas con mariscos típicos y de los restaurantes en el casco antiguo, detrás del puerto.

A Coruña cuenta con una gran variedad de restaurantes de mariscos excepcionales en las callejuelas de la plaza principal. El Mesón Pulpo es un lugar perfecto para conseguir pulpo a la gallega.

Galicia es bastante extenso, por lo que no vas a poder explorarlo todo en un solo fin de semana, pero es un destino que siempre está ahí, dispuesto a recibirte con los brazos abiertos. Su gente es muy sencilla y amable, y siempre es bienvenido un forastero.